29 de octubre de 2013

Fanaticos de Boston han pagado hasta $24,000 dólares por ver juego en primera fila

Alrededor de las 10:00 a.m ET de este martes, el promedio de la lista de precios para la venta de tickets para el miércoles por la noche era de $1,860 dólares de acuerdo con TigIQ, compañía de venta de boletos.

Los lugares en bleachers para el juego, que probablemente podrían haber costado $300 dólares la semana pasada, eran vendidos en $1,100 dólares la mañana de este martes.
La noche del lunes, alguien que quisiera un par de asientos en los mejores lugares en casa pagaron $24,000 mil dólares en StubHub por dos entradas en primera fila arriba del dogout entre home y uno de los círculos de calentamiento.
"Había un tipo de emoción en 2004 cuando los juegos de Medias Rojas en casa porque la gente pensaba que nunca volvería de nuevo", dijo Jim Holzman de Ace Ticket, una firma de boletaje en Boston que ha estado en el negocio por 33 años.
Los Medias Rojas regresaron para ganar la Serie Mundial en 2004 y de Nuevo en 2007, terminando de visita ambas ocasiones. La última vez que los Medias Rojas ganaron todo en Boston fue con una victoria ante los Cachorros de Chicago el 11 de septiembre de 1918.
"La gente quiere verlos ganar aquí", indicó Holzman. "Eso es lo que ha hecho las entradas más caras que nunca habíamos visto. Con excepción del Súper Tazón la gente no tiene para pagar $1,000 dólares y $2,000 por el pasaje de avión".
Holzman mencionó que los aficionados comenzaron a comprar boletos desde el lunes en la noche luego de que los Medias Rojas anotaran en la parte alta de la primera entrada del Juego 5 que ganaron 3-1 a los Cardenales de San Luis.
"Los precios fueron subiendo $50 dólares cada inning", dijo Holzman.
Los asientos detrás del jardín central estaban en $625 dólares cuando el juego comenzó y cuando el encuentro terminó estaban en $900. 

Los palcos a nivel de terreno para el Juego 6 se vendieron en $1,400 dólares y posteriormente en $1,900 dólares en el momento que el pitcher de los Medias Rojas, Jon Lester abandonó el montículo en la octava entrada.
¿Pero, cómo es posible que un fanático sin tantos recursos puede pagar tan altos precios?
"Creo que mucha gente estará comprando entradas sencillas", explicó Holzman. "Ellos dirán, 'es mucho por la esposa y los hijos, solamente voy a comprar uno para mí y estar ahí".
El inventario está a punto de extinguirse, de acuerdo con Chris Matcovich, vicepresidente de datos para TigIQ.
Matcovich dice que lo que había el martes en la mañana eran alrededor de 3,000 entradas en la reventa, aproximadamente la mitad de las que habían estado previo a los juegos de la Serie Mundial un día antes del encuentro. Fenway tiene pocos asientos (38,400) lo que ayuda a limitar la oferta.
Por supuesto, si los Medias Rojas no ganan el miércoles por la noche, con cuidado -- los precios del Juego 7 no serán nada baratos.

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal