Los 13 jugadores más "afortunados" que Durant en la NBA

1. Stephen Curry (Base, Golden State Warriors, $40,231,758)

Kevin Durant acaba de dejar boquiabierto al mundo entero del básquetbol al aceptar ganar menos dinero esta temporada (25.9 millones de dólares) que la pasada (26.5) y voluntariamente dejando a ocho millones de dólares en la mesa mientras su compañero Stephen Curry se lleva 201 millones por las próximas cinco campañas. 
Uno pensaría que Curry está siendo recompensado por haber sido el Jugador Más Valioso de las Finales este año, y no Durant.

Sin embargo, a ese tipo de generosidad en pos del bien del equipo se la debe elogiar, no ridiculizar. ¿Acaso todo aficionado de cualquier equipo en cualquier deporte no sueña con ese tipo de altruismo y reclama que el jugador sienta la camiseta? Bueno.

Durant está demostrándolo con sus acciones y generándose crédito de ídolo en la bahía como el decimotercer jugador mejor pago de la liga.

Eso provoca que los otros ¡13! que lo superan en ese rubro queden bajo la lupa como aquellos que facturan más en su cuenta bancaria que quien para muchos es el mejor basquetbolista del planeta.

Pasen y vean quienes son los que deben cargar con el peso de las expectativas, y no se sorprendan si la nómina sigue creciendo.

Mención Honorífica: Otto Porter Jr. (Ala Pivot, Washington Wizards, 4 años y 106,5 millones de dólares)

Estadísticas la temporada pasada: 13.4 puntos, 6.4 rebotes en la temporada regular. 12.2 y 6.9 en los playoffs.

Los Brooklyn Nets…le ofrecieron un contrato máximo……al tercer mejor jugador del equipo que contó con la novena mejor marca la temporada pasada.

¡Dios mío! ¡Phil Jackson se ha mudado a Brooklyn! ¡Sálvese quien pueda!

13. C.J. McCollum (Escolta, Portland Trail Blazers, $26,658,352 esta temporada)


12. DeMar DeRozan (Escolta, Toronto Raptors, $27,800,000)

Estadísticas la temporada pasada: 27.3 puntos, 5.2 rebotes, 4.3 asistencias, 46.7% de efectividad en tiros de campo en la temporada regular. 22.4, 4.9, 3.4 y 43.4 en los playoffs.

11. Damian Lillard (Base, Portland Trail Blazers, $27,977,689)


Estadísticas la temporada pasada: 27.0 puntos, 5.9 asistencias, 44.4% en TDC en la temporada regular. 27.8, 3.3, 43.3% en los playoffs.

Lillard es el prototípico base anotador y, al igual que DeRozan, cobrará 139 millones de dólares entre el 2016 y 2021 como referente del equipo.

10. Al Horford (Pivot, Boston Celtics, $28,331,557)

Estadísticas la temporada pasada: 14,0 puntos, 6,8 rebotes, 5,0 asistencias en la temporada regular. 15.1, 6.6 y 5.4 en los playoffs.

Horford ya pasó al otro lado de la montaña de los 30 y, a diferencia de varios en esta lista, demuestra que elevó su rendimiento en los playoffs con sus estadísticas. Igual ojo, que en las Finales del Este contra los Cleveland Cavaliersesos números bajaron a 12.4 puntos, 4.2 rebotes y 4.4 asistencias.

Horford es uno de dos grandotes entre los 10 primeros de esta lista y se podría decir que es víctima de la evolución del básquetbol, ya que su impacto es el menor de todos en esta lista.

El pivot dominicano es un grandote versátil que no va a lastimar a tu equipo, pero tampoco va a elevar al nivel de sus compañeros ni ponerse al equipo al hombro. Eso me hace pensar que los Celtics le están pagando de más a medida que envejece.

9. Russell Westbrook (Base, Oklahoma City Thunder, $28,530,608)


Estadísticas la temporada pasada: 31.6 puntos, 10.7 asistencias y 10.4 rebotes en la temporada regular. 37.4, 11.6 rebotes y 10.8 asistencias en los playoffs.

Westbrook ganará 28 millones este año, 30 el próximo y se llevará el contrato máximo en el 2019 en Oklahoma City u otro lado si opta por no renovar con el Thunder tras un hipotético experimento exitoso o fallido junto a Paul Georgeesta temporada.

8. James Harden (Escolta, Houston Rockets, $29,441,212)


Estadísticas la temporada pasada: 29.1 puntos, 11.2 asistencias y 8.1 rebotes en la temporada regular. 28.5, 8.5 y 5.5 en los playoffs.

Harden primero resignó al galardón del JMV de la temporada pasada a manos de Westbrook y luego protagonismo la temporada que viene a manos de Chris Paul, pero nadie le puede quitar el título de escolta mejor pagado de la liga.

Harden vale cada centavo de los 117 millones de dólares que le pagarán hasta el 2021. Nadie es mejor que él desbordando hacia el aro, provocando faltas del contrario o creciendo una barba impecable.

7. Paul Millsap (Ala pivot, Denver Nuggets, $30,000,000)


Estadísticas la temporada pasada: 18.1 puntos, 7.7 rebotes en la temporada regular. 24.3 y 7.8 en los playoffs.

Millsap es el mejor gigante de la liga y ciertamente fue valioso en Atlanta la temporada pasada. Los Hawks contaron con una marca de 3-10 sin él en la cancha la temporada pasada.

Sin embargo, el pagarle 30 millones por año durante los próximos tres hasta que él cumpla 34 es una exageración producto de dos factores importantes: 1) Los agentes libres este año no eran rimbombantes y 2) En Denver sabían que deben pagar de más para atraer a jugadores de renombre.

6. Mike Conley (Base, Memphis Grizzlies, $30,521,115)


Estadísticas la temporada pasada: 20.5 puntos, 6.3 asistencias en la temporada regular. 24.7 y 7.0 en los playoffs.

Conley se adelantó al resto de la banda y firmó un contrato por cinco años y 156 millones de dólares en julio del año pasado.

Al igual que Millsap, este es el caso de un muy buen jugador siendo recompensado como uno de élite por un equipo que no se puede dar el lujo de perder a jugadores que seleccionó en el draft ya que no es destino predilecto de agentes libres.

5. Gordon Hayward (Alero, Boston Celtics, $32,000,000)


Estadísticas la temporada pasada: 21.9 puntos, 5.4 rebotes, 3.5 asistencias en la temporada regular. 24.1, 6.1 y 3.4 en los playoffs.

El flamante refuerzo de los Celtics ganará 128 millones de dólares por cuatro temporadas, con la cuarta como opción propia, para ser un muy buen jugador en un muy buen equipo con la presión de convertirse tanto a sí mismo como al equipo en algo excelente.

Mientras tanto Isaiah Thomas, el líder y corazón latente de Boston, percibirá seis millones de dólares esta temporada y será más indispensable que Hayward.

4. LeBron James (Alero, Cleveland Cavaliers, $33,285,709)

Estadísticas la temporada pasada: 26,4 puntos, 8,7 asistencias, 8,6 rebotes en la temporada regular. 32.1, 7.8 y 9.1 en los playoffs.

LeBron es Cleveland, y hasta se podría decir que el tope salarial lo previene de llegar a los 50 millones por año si así él se lo propondría en un mercado sin restricciones como el del béisbol de las Grandes Ligas al igual que Durant.

En pocas palabras, las siete Finales de la NBA seguidas de LeBron como jugador no tienen precio.

3. Kyle Lowry (Base, Toronto Raptors, $33,000,000)

Estadísticas la temporada pasada: 22.4 puntos, 7.0 asistencias en la temporada regular. 15.8 y 5.9 en los playoffs.

Al igual que los Clippers con Blake Griffin, los Raptors optaron por pagar de más por Lowry en vez de barajar y dar de nuevo.

Lowry, por su parte, optó por ser actor secundario del equipo que conoce y dar pelea en el Este por tres años y 100 millones de razones.

Lowry ya tiene 31 años y es consistentemente peor en los playoffs que en la temporada regular desde el 2015. Ya llegó a su techo, ahora simplemente se hizo un colchón de dólares arriba de él y los Raptors se arrepentirán de no haberlo dejado ir.

2. Blake Griffin (Ala pivot, Los Angeles Clippers, $34,452,000)


Los Clippers le temían a volver a ser irrelevantes tras la partida de Chris Paul a Houston y la llegada de Lonzo Ball a los Lakers.

Ahora, entre un Griffin que arrastra un historial importante de lesiones y...¿Danilo Galinari? encontrarán una nueva receta para ganar 50 juegos y perder en la primera ronda de los playoffs en el 2018.

1. Stephen Curry (Base, Golden State Warriors, $40,231,758)


Si Durant se compró una mansión en Oakland, Curry directamente adquirió a la bahía entera con el mejor contrato de la historia de la liga por cinco años y 201 millones de dólares.

No digo que no se lo merezca, todo lo contrario. La temporada pasada no figuraba ni entre el Top 50 de los contratos más lucrativos. Las cifras simplemente no dejan de sorprender.

No hay comentarios: