17 de septiembre de 2016

Todo el fin de semana tendremos la espectacular "Luna de la cosecha"

Parecerá más grande de lo usual y promete ser un hermoso espectáculo. 
Este fenómeno no se repetirá hasta 2024.


La llamada Luna de la cosecha se levantará desde el viernes en la noche en el horizonte y seguirá brillando el resto del fin de semana.

Se trata de la Luna llena más próxima al equinoccio de otoño, que este año se producirá el 22 de septiembre.

Se diferencia de las otras Lunas llenas en que, durante esta época del año en el hemisferio norte, sale casi a la misma hora cada día, con una variación de apenas unos 30 minutos.

Eso hace que se la pueda ver elevarse poco después de la caída del Sol y causa la impresión de que hay Luna llena durante varios días consecutivos.


En Europa y en otros lugares, la luna de la cosecha está acompañada de un eclipse penumbral.

Su nombre se origina en el hecho de que, antes de la invención de la electricidad, su luz "adicional" daba los agricultores más tiempo para recoger la cosecha antes de la llegada del invierno.

Aunque la Luna de la cosecha no es necesariamente más grande que el resto, la de 2016 sí se verá un poco más grande de lo habitual.

Esto se debe a que se encuentra próxima al perigeo, el punto más cercano a la tierra a lo largo de su órbita, que se producirá el 18 de septiembre.

En Europa, Asia, África y Australia, además se producirá un eclipse penumbral, que sucede cuando la luna pasa a través de la penumbra terrestre, lo que ocasionará que el brillo del satélite natural de la tierra se reduzca un poco durante unas cuatro horas. Este fenómeno no se repetirá hasta 2024.

Fuente BBC