17 de septiembre de 2016

Joven demanda a sus padres por publicar fotos de ella en Facebook

La joven ahora con 18 años los denunció por no eliminar de la red social imágenes que le habían tomado y publicado contra su voluntad cuando era menor.

Cuantas veces has publicado fotos de tu hijo o hija menor de edad en redes sociales? Lo anterior es una práctica común. 


En la mayoría de casos, los padres lo hacen para documentar la transformación de los niños mientras van creciendo o celebrar algún logro. Pero te has puesto a pensar si tu hijo o hija está de acuerdo en que expongas su imagen en la web. 

Rara vez los padres se cuestionan este asunto, porque piensan que los menores no deberían tener ni voz ni voto.
Pues sepa que no siempre es así y que, a partir que se cumple la mayoría de edad, el escenario puede cambiar,

Una joven austríaca que acaba de cumplir 18 años demandó a sus padres por no eliminar de la red social Facebook fotos que le habían tomado y publicado contra su voluntad cuando era menor. Imágenes que, según consideró, son embarazosas y violan su privacidad.

“No les importó si estaba sentada en el inodoro o si estaba desnuda en la cuna, con esos retratos cada momento privado se convirtió en algo público”, explicó la joven (cuya identidad se mantiene en reserva, de acuerdo a la legislación austríaca) en declaraciones reproducidas por el diario británico The Telegraph.

Según el periódico, la mujer decidió demandar a sus padres tras pedirles en reiteradas oportunidades que eliminaran las más de 500 fotos de ella publicadas en Facebook, algo que siempre se negaron a hacer.

“Estoy cansada de no ser tenida seriamente en cuenta por mis padres”, sostuvo, y cuestionó que sus progenitores hayan compartido su intimidad con alrededor de 700 amigos.

A pesar de su insistencia, los padres se negaron a borrar las fotos, lo que hizo a la chica los llevara al tribunal.

El caso es el primero de estas características en Austria, aunque existen antecedentes en Francia, donde las multas por publicar fotos de terceros sin su consentimiento (padres incluidos) pueden llegar a los 45,000 euros (más de $50,000).


El abogado de la joven, Michael Rami, sostuvo que sus padres han publicado aproximadamente 500 imágenes de ella sin preguntarle su opinion. Dijo que cree que su clienta tiene una buena oportunidad de ganar el caso.

(Con información de agencia Télam)