22 de septiembre de 2016

José Manuel Rodríguez quiere hacer las paces con “El Boli”

Las diferencias que tienen desde hace unos años el humorista José Manuel Rodríguez (La Diva) y locutor y animador Bolívar Valera podrían llegar a su fin muy pronto. Al menos “Josema” está abierto a la posibilidad de hacer las paces con “El Boli”, y hasta quiere tomarse un café con él.

“Claro que sí, ya lo he dicho antes y ojala tomarnos el café de la paz, porque yo no fumo no bebo poco. Creo que debemos hacerlo, ya que tenemos personas en común a las cuales amamos”, dijo por la vía telefónica el comediante que fue consultado por Enterato.com, quien de paso aseguró sentirse afectado por la mala relación que existe entre ambos: “Me afecta, porque lo ideal es no tener diferencias y llevarse bien con todo el mundo”.

Ambas figuras televisivas se enfrentaron a través de las redes sociales el pasado lunes, luego de que El Boli posteó en su cuenta de Twitter críticas en contra del actor que interpreta al personaje “La Diva”, tras ver su trabajo en el nuevo programa La Opción de la Noche, de Telecentro, canal 13, y le recordó que el karma existe.

Rodríguez desea arreglar las cosas de frente con el conductor de El Mañanero de KQ, 94.5 FM, con quien ha negado tener cualquier tipo de enemistad: “Donde nos encontramos nos saludamos con cariño, por mi parte no hay enemistad”, dice.

“Nuestras diferencias iniciaron desde el momento en el cual él dijo en el programa Aquí se Habla Español, que yo fui a buscar trabajo en El Mañanero y el me dijo que no, cuando en realidad a mi me ofrecieron el trabajo”.

Por otro lado, el también actor quien es parte del elenco de “La Opción de la Noche” (Telecentro, canal 13), confesó que se siente muy emocionado de pertenecer a este nuevo programa de humor.

“La Opción de la Noche es un dulce karma por el cual me pagan y una piña porque salgo explotao de ahí. Pero estoy al lado de profesionales, personas con mucho más talento que yo, solo me resta aprender de ellos y disfrutar con ellos la oportunidad que nos da el señor Juan Ramón Gómez Díaz, y que Dios nos ayude porque no es fácil dos horas de humor diario”, expreso.

Nota de Robinson Perez