8 de julio de 2016

Tifón Nepartak causa al menos 2 muertos y 70 heridos en Taiwán

El tifón Nepartak ha causado dos muertos y 70 heridos en la isla, graves pérdidas materiales por daños en infraestructura, edificios y explotaciones agrícolas, informó hoy el Centro de Respuesta de Emergencias.

Nepartak perdió intensidad al entrar en la isla y el norte de Taiwán ya ha restablecido esta mañana el transporte público y los vuelos en los aeropuertos, ante la relativa lejanía del tifón, que ha seguido una ruta por el extremo sur y no por el centro como se preveía.

Sin embargo, el sur y este de Taiwán, no se ha salvado de las lluvias torrenciales y fuertes vientos que han destrozado numerosas instalaciones agrícolas, volcado vagones en la estación ferroviaria de Taitung, destrozado tiendas y llenado las calles de restos de vallas publicitarias, rótulos de empresas, metales y cristales.

Cientos de motocicletas y automóviles se volcaron o sufrieron daños por la caída de anuncios publicitarios y árboles o por la fuerza del viento y las aguas, y varias carreteras han sufrido daños por las aguas o deslizamiento de tierras.

Hasta 180.000 hogares del este y sur de la isla se quedaron sin agua ni electricidad, pero ya se ha restablecido el servicio a la mayoría de ellos.

Miles de personas fueron evacuadas y se registraron operaciones de rescate de ancianos y otras personas que quedaron incomunicados en varios lugares de la isla.

Muchos supermercados se han quedado sin alimentos frescos y el precio de las verduras se ha disparado, ante la previsible pérdida de cosechas.

Los gobiernos locales de Taiwán declararon el viernes día sin actividad laboral ni educativa y los militares taiwaneses han puesto en alerta a más de 35.000 soldados y enviado más de 3.000 a los lugares con mayor peligro de inundaciones o deslizamientos de tierra.

En Taiwán, a pesar de las alertas y la declaración de días sin actividad laboral, suelen abrir las más de 10.000 tiendas de 24 horas, numerosos supermercados de 24 horas, grandes almacenes y numerosos negocios privados, sobre todo en las ciudades más populosas.