18 de julio de 2016

Dominicanos apresados con más de $2 millones dólares en aeropuerto de Miami, habían dicho que no tenían nada que declarar

Dijeron inicialmente que no tenían dinero que declarar pero luego agentes aduaneros les decomisaron más de $2 millones.

Una de las acusadas dijo a los agentes que inicialmente había transportado el dinero a República Dominicana.

Un sábado a principios de junio, el arribo de una familia al Aeropuerto Internacional de Miami (MIA) procedente de Puerto Plata, en la República Dominicana, atrajo la atención de agentes aduaneros que decidieron revisar minuciosamente el equipaje de los viajeros.



Para su sorpresa, los agentes encontraron más de $2 millones en efectivo ocultos dentro de diferentes maletas — incluso entre paquetes de pañales, toallitas para bebé y bolsas de maquillaje.

Éste es el más reciente arresto en MIA de viajeros acusados de tratar de ingresar al país, de forma ilegal, dinero en efectivo que no ha sido declarado.

En septiembre del 2015, por ejemplo, dos ecuatorianos fueron detenidos en MIA por no reportar el total de efectivo que traían a Estados Unidos que fue de mas de $12,000 —después de que ambos había dicho que tenían menos de $5,000.

En el caso de los viajeros que llegaron de Puerto Plata, estos reportaron en la planilla de aduanas, que llenaron antes de presentarse ante el control de pasaportes, que no tenían ningún dinero o instrumentos monetarios que declarar.

Pero al ser interrogados al llegar a la zona de aduanas, una de las dominicanas admitió que no estaba segura cuanto dinero traía, pero que bien podría ser entre $20,000 y $30,000 en efectivo.

Aparentemente fue esta declaración la que desató una investigación más meticulosa del equipaje de los viajeros que venían de Puerto Plata.

El caso fue explicado en detalle en una denuncia penal presentada en la Corte Federal de Miami por un agente especial de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI), una unidad de la Policía de Inmigración y Aduanas (ICE) del Departamento de Seguridad Interna (DHS).

Un vocero de HSI dijo que no podía comentar sobre el caso porque éste aún estaba bajo investigación.

Los abogados de los acusados no pudieron ser localizados para que hicieran comentario.

Los acusados fueron identificados en la denuncia penal como Milka Yarlin Alfaro y Mildrey González, ambas ciudadanas estadounidenses.

Había una tercera persona implicada en el grupo, pero no fue identificada por nombre en la denuncia penal, solo como Persona A.

“Los agentes de la oficina de Aduanas y Protección de Fronteras (CBP) registraron el equipaje de González y Alfaro y descubrieron grandes cantidades de moneda estadounidense oculta en varios artículos incluyendo pañales, toallitas para bebé, papel de aluminio, bolsas de cosméticos y carteras para mujer, así como múltiples piezas de equipaje de mano”, según la denuncia penal.

Al comenzar la requisa del equipaje, dice la denuncia penal, González le dijo a los agentes que ella había originalmente transportado el dinero de Estados Unidos a la República Dominicana en febrero. La denuncia no dice si los agentes le preguntaron porque entonces había regresado con el dinero, y si fue así cual fue el propósito de tal operación.

“Los funcionarios de CBP descubrieron e incautaron un total de $2,467,616 en efectivo no declarados en el equipaje que pertenecía a González y Alfaro, de 40 años. Los registros de la corte no contienen la edad de González.

Las acusadas están ahora a la espera de ser instruidas de cargos. La pena máxima, si son encontradas culpables, sería de cinco años en la penitenciaría. El encausamiento muestra que una tercera persona, Luis de Jesús Alonzo, Jr., fue vinculado al caso, pero no identificado en la denuncia penal que solo lo llama como Persona A.


Fuente ElNuevoHerald